Ayuda de GoDaddy

El más allá.

¡Felicidades! Ya está muy cerca de obtener su nivel de experto! Hemos cubierto esenciales de sitios web y cómo elegir un nombre de dominio, plataformas de alojamiento y herramientas para crear sitios web. Ahora ya sabe cómo generar más tráfico a su sitio, usar su marca para crear una presencia en línea fácil de recordar y cómo generar ingresos. Ahora está listo para batear en las Grandes Ligas.

¿Qué es lo que sigue? En este instante, le recomendamos tratar de escribir el código de su sitio web, administrar sus propios servidores o convertirse en revendedor. Una vez que se sienta confiado con el código y la administración de servidores, usted podrá compartir su experiencia.

Entendemos que esos asuntos pueden parecer inalcanzables en un principio, pero le ofrecemos respaldo. Aquí estaremos para indicarle el camino adecuado y aclarar cualquier duda que tenga si no puede seguir.

Cómo codificar su sitio web

Si se ha convertido en un experto en usar las plantillas de un creador de sitios o sistema de administración de contenido (CMS, por sus siglas en inglés), por qué no intentar escribir su propio código? El código le da la ventaja de tener control absoluto del diseño de su sitio web. Para más información sobre programación web y lenguajes de programación, puede usar recursos en línea (le recomendamos W3Schools® y DevGuru™), libros de tutoría o hasta tomar cursos en su colegio comunitario local.

La codificación puede parecer intimidante al principio, pero se vuelve más fácil una vez que comprenda la lógica. No se preocupe de intentarlo. Todos tenemos que empezar con lo básico. Siempre podrá volver a usar el creador de sitios web.

Antes de adentrarse, es importante entender la diferencia entre los lenguajes de programación disponibles, así como también los lenguajes de escritura que proporcionan instrucciones en ambos casos tanto para el cliente (el navegador de un usuario) como en el caso del servidor en el cual está alojada la cuenta de los archivos de su sitio lo cual determina qué lenguajes puede usar. Para más información, vea Cómo elegir un plan de alojamiento y Cómo elegir su plataforma de alojamiento.

La siguiente tabla incluye una breve descripción sobre los lenguajes más comunes y ofrece vínculos con información al respecto.

Lenguaje Descripción Vínculos útiles
ASP/ASP.NET Creado por Microsoft®, Páginas de Servidor Activo (ASP, por sus siglas en inglés) y ASP.NET son lenguajes de comando para servidor Windows que le permiten crear un sitio web dinámico e interactivo.
CSS Hojas de estilo en cascada, (CSS, por sus siglas en inglés) funcionan con HTML (o cualquier lenguaje de marcado) para aplicar un estilo y formato uniforme a su sitio web.
HTML Uno de los lenguajes web más sencillos y populares, el lenguaje de marcado de hipertexto (HTML, por sus siglas en inglés) le permite rodear texto con etiquetas de código que indican cómo deben mostrarse o con qué propósito sirve en la página web. Por ejemplo, puede usar HTML para aplicar tipos de letra al texto, mostrar imágenes o vincularse a otra páginas.
JavaScript JavaScript es un lenguaje de comando para cliente que puede incluir dentro del código HTML para agregar elementos dinámicos a su sitio web.
Perl El Lenguaje Practico de Extracción y Reporte (Perl, por sus siglas en inglés) es un programa de comando que procesa el texto para facilitar su uso en reportes.
PHP El lenguaje preprocesador de hipertexto (PHP, por sus siglas en inglés) es un programa de comando para servidor Linux que le permite cifrar contenido dinámico a páginas web en HTML.
Python Python es un lenguaje de programación orientado a objetos para Linux que le permite crear páginas web interactivas.
Ruby on Rails Ruby on Rails es una serie de plantillas web de fuente abierta escritas en lenguaje de comando Ruby que le permite crear aplicaciones para base de datos.
XML Lenguaje de marcado extensible (XML, por sus siglas en inglés) es similar al HTML, pero le permite crear etiquetas exclusivas para marcado. Todas las etiquetas XML son definidas por el programador y algunas aplicaciones distintas podrín interpretarse en forma diferente.


También puede usar una base de datos MySQL o MS SQL par ayudar a administrar datos. Por ejemlpo, si su sitio web tiene una forma en la que los usuarios pueden enviar información, almacenarla en una base de datos. Para más información, vea:

Cómo administrar servidores web

Si usted se siente confiado para codificar, podría estar listo para administrar servidores web. Sin embargo, le recomendamos que primero obtenga algo de experiencia en administración de servidores. Puede aprender sobre administración de servidores en su colegio comunitario local o leyendo documentación sobre software para desarrolladores, tales como “las páginas manuales” disponible en línea.

Los servidores web son las máquinas físicas que determinan la velocidad, la seguridad y escalabilidad de su sitio web. Tiene el software y capacidad de redes para alojar sus páginas web y ponerlas a la disposición pública en internet via protocolo de transferencia de hipertexto (HTTP, por sus siglas en inglés). Para más información, vea HTTP vs HTTPS..

Hay muchos factores que debe considerar antes de administrar sus propios servidores web, incluyendo el sistema operativo, software, la cantidad de tráfico para su sitio, costo y más. Si su sitio web tiene una gran cantidad de tráfico o aplicaciones complejas, podría requerir el ancho de banda, rendimiento consistente y de flexibilidad de un Servidor Privado Virtual (VPS, por sus siglas en inglés) o Servidor Dedicado. Para más información, vea:

Si no tiene experiencia en administrar un servidor, aún podría tener un sitio web. Para más información sobre nuestros productos para alojamiento compartido, vea nuestras Preguntas frecuentes sobre alojamiento web.

Cómo convertirse en revendedor

Si le encanta internet tanto como a nosotros, podría considerar operar su propia empresa de revendedor. Éste puede ser una empresa o persona en línea que vende productos y servicios que un registrador como nosotros le ofrecemos. En otras palabras, los revendedores venden nuestros nombres de dominio, alojamiento, correo electrónico y más en sus propias tiendas web. Puede operar una empresa exitosa de revendedor sin importar si puede escribir en código o administrar sus propios servidores. (Aunque no está de más saber esto).

Si le interesa revender nuestros productos y servicios, tenemos tres opciones para considerar: un plan de Revendedor API, tres planes de revendedor preparado y tres planes para revendedor de alojamiento. Para ver una tabla de comparación, consulte ¿Cómo difieren los planes de Revendedor API, de Revendedor preparado y de alojamiento para revendedor?

Con cualquiera de nuestros productos de revendedor, usted estará operando su propia empresa de comercio electrónico, pero con nuestro respaldo:

  • Revendedor API — Nuestra marca Wild West Domains® (WWD) cuyo plan de Revendedor API le permite integrar nuestros productos con su tienda web existente. Para más información, vea ¿Qué es un plan de Revendedor API? y ¿Qué es un API?
  • Revendedor preparado — Otro, producto WWD, nuestros planes de Revendedor preparado le permite empezar rápidamente. Con estos planes, podrá revender varios de nuestros productos y servicios por cuenta propia en su frente de tienda en línea. Para más información, vea ¿Qué es un plan para revendedor preparado?
  • Alojamiento para revendedor — Nuestro programa de alojamiento para revendedor le ofrece todas las herramientas necesarias para convertirse en su propia empresa de alojamiento. Para más información, vea ¿Qué es alojamiento para revendedor?

Siga aprendiendo y comparta su experiencia

Aunque ya haya dominado sus conocimientos en código web, la administración de servidor y esté operando una empresa exitosa de revendedor, siempre habrá mucho que mejorar. ¿Por qué no compartir sus conocimientos con los demás? Cree su propio blog (le mostraremos Cómo crear su sitio web y escribir sobre lo que ha aprendido. Haga preguntas y respóndalas. Interactúe con la comunidad en línea. Nunca deje de aprender.


¿Este artículo fue útil?
Gracias por tus comentarios
¡Nos complace haber ayudado! ¿Hay algo más que podamos hacer por ti?
Lo sentimos. ¿Cómo podríamos ser de más utilidad?