¿Cuánto cuesta comprar hosting en Chile? Conoce los precios promedio

Productos mencionados
Tienes opciones

Como emprendedor o propietario de un negocio, te harás muchas preguntas antes de crear un sitio web: ¿cuál es mi plan de negocios?, ¿cuánto cuesta diseñar una página y tenerla en internet?, ¿las soluciones que encontré se ajustan a mi presupuesto?, ¿qué tipo de hosting me conviene?, ¿necesito apoyo de profesionales?

Sabemos que estas dudas pueden preocuparte y es completamente normal que busques respuestas, así que queremos guiarte en este proceso empezando por ofrecerte el cálculo de cuánto cuesta un hosting, desde los planes para principiantes hasta los planes para sitios robustos.

Quisimos abordar este tema porque sabemos que el precio es un factor crítico cuando la gente elige un plan de hosting, pero debes saber que el costo en realidad depende del alcance y la visión que tengas para tu página web

Precios promedio del hosting en Chile

El precio del alojamiento web depende del plan, de la empresa que lo vende y del periodo de tiempo que elijas. Y créenos, entre los proveedores encontrarás precios que varían mucho, pero te recomendamos no dejarte llevar por el más barato, sino por el que te ofrezca más características por el mejor valor.

Relacionado: Descubre qué tipo de hosting necesitas – Respondemos tus dudas.

En GoDaddy hicimos un escaneo de los precios en la industria y podemos decir que, en Chile, alojar un sitio web (o varios) puede costarte:

Tipo de hosting Precio promedio Recomendado para
Tradicional / Para principiantes $24.800* CLP/año

*Calculado con los precios publicados por 5 de los principales proveedores de hosting en Chile. Datos de 2022, variables dependiendo de la época y las promociones cambiantes de cada proveedor. Los planes de hosting para principiantes oscilan entre los $12.000 y $38.900 CLP/año.

  • Alojar 1 sitio, ya sea personal, blog o de marca para empezar a tener presencia online.
  • Alojar lo necesario para sitios que contienen poca información.
  • Los proveedores suelen ofrecer de 1.5 a 5 GB de almacenamiento.
  • Usuarios que solo necesitan una cuenta de email.
  • Usuarios que tienen pocas bases de datos (que son partes del sitio web restringidas con claves de acceso, normalmente con fichas de información de clientes, a las cuales no se debe tener acceso libre).
Hosting para emprendedores $51.500* CLP/año

*Calculado con precios de los 5 mayores proveedores chilenos. Los precios oscilan entre $24.000 y $99.900 CLP/año.

  • Alojar 1 sitio ya sea blog, de marca o empresarial, de tamaño pequeño a mediano.
  • Tiendas online que no usan temas ni plugins que requieran muchos recursos.
  • Particularmente útil para usuarios de WordPress.
  • Los proveedores suelen ofrecer de 5 a 25 GB de almacenamiento (o en algunos casos ilimitado)
  • Tener más de 1 casilla de email.
  • Tener de 1 a 5 bases de datos.
Hosting para empresas o tiendas online más grandes $114.200* CLP/año

*Calculado con precios de 6 proveedores chilenos que ofrecen un servicio equivalente. Los precios oscilan entre $37.080 y $249.900 CLP/año.

  • Alojar de 1 a 10 sitios de marca o empresariales, de tamaño mediano a grande.
  • Igualmente para usuarios con múltiples blogs.
  • Tener más poder de procesamiento y la capacidad de recibir el doble o más visitas que los planes empresariales medianos.
  • Para usuarios con una tienda online grande. En varios casos, los proveedores optimizan estos planes para WooCommerce y PrestaShop.
  • Dependiendo del plan y del proveedor, ofrecen a partir de 50 GB de almacenamiento.
  • Es más frecuente que los planes en este nivel ofrezcan bases de datos y cuentas de correo ilimitados, además de ancho de banda sin medición.
  • Suelen ofrecer beneficios adicionales como dominio gratis (por 1 año), certificado SSL incluido, respaldos de información diarios o semanales, y más de 5 bases de datos.
Hosting avanzado $467.500* CLP/año

*Calculado con precios de 4 proveedores chilenos que ofrecen un servicio equivalente. Los precios oscilan entre $80.000 y $499.900 CLP/año.

  • Alojar múltiples sitios web grandes y que requieren mayor potencia de procesamiento que un sitio empresarial.
  • Quienes necesitan aumentar su potencia de procesamiento.
  • Es el nivel donde más se ofrece almacenamiento y bases de datos ilimitadas.
  • También suelen ofrecer beneficios adicionales como dominio gratis, certificado SSL y respaldos de información regulares.

¿Por qué las empresas de hosting tienen diferentes precios, incluso para paquetes similares?

El hosting tradicional es el que tiene mayor competencia y precios más similares, ya que los proveedores alojan sitios similares o que no superan cierta capacidad de almacenamiento y procesamiento.

Sin embargo, conforme los sitios necesitan generar más contenido, subir archivos más pesados y recibir más tráfico web, es ahí donde empieza la competencia por ofrecer más espacio, más servicios diferenciadores y precios variables dependiendo de lo que se ofrece. Existen 9 principales factores que influyen en el costo del paquete de hosting que compras:

  1. Sistema operativo del servidor web. Los proveedores ofrecen Linux, Windows o ambos, en paquetes diferentes. Linux suele ser una buena opción para sitios desarrollados con PHP y MySQL, mientras que Windows es recomendable para sitios que tienen requisitos especiales como herramientas de Office y bases de datos Access.
  2. Servicio al cliente. Dicen que “pagas por lo que recibes” y pagar por un buen servicio al cliente (24/7, dedicado para ti, a través de email, teléfono o chat) hace la diferencia. Contratar un servicio barato podría significar que tu proveedor no responderá con la agilidad que requieres cuando surja un problema técnico.
  3. Ancho de banda. Es uno de los componentes más caros del hosting, y mientras más datos necesites transferir, mayor será el ancho de banda que debas pagar. Los planes de hosting con ancho de banda ilimitado son más caros, pero suelen provenir de compañías con buena reputación que tienen suficientes clientes y capacidad para ofrecerte dicho servicio.
  4. Ubicación del Data Center. La ubicación física de los servidores también afecta al precio; por lo general, los centros de datos que están ubicados en ciudades grandes y capitales (Nueva York, Buenos Aires, Londres, por mencionar algunos ejemplos) son más caros que los que están ubicados en áreas más remotas. Sin embargo, los servidores que están en zonas “bien” ubicadas o densamente pobladas tienen menor latencia y mejores tiempos de disponibilidad (es decir, el sitio funciona más rápido y por más tiempo, sin caídas).
  5. Tipo de almacenamiento. Hay dos tipos de almacenamiento disponible: unidades de estado sólido (SSD por sus siglas en inglés) o unidades de disco duro (HDD por sus siglas en inglés). Las unidades SSD suelen ser más caras, pero no tienen partes móviles que necesiten mantenimiento frecuente (a diferencia de las HDD) y pueden leer/escribir los datos más rápido.
  6. Tiempo de disponibilidad (uptime). Este es un factor crítico, ya que necesitas tener un sitio disponible por lo menos el 99.9% del tiempo, sin caídas que afecten a la experiencia de tus clientes o que te hagan perder ventas potenciales.
  7. Espacio de almacenamiento. Este es el primer factor que mucha gente evalúa, y muchos principiantes suelen dejarse llevar por paquetes básicos que solo ofrecen de 1 a 5 GB. El problema es que tener ese espacio limita la cantidad de información que puedes publicar en tu sitio web, así como la cantidad de personas que pueden visitar la página con el tiempo, por lo que debes tomarlo en cuenta si esperas ir creciendo las funciones y datos de tu portal web.
  8. Seguridad. Proteger tus datos y los de tus clientes (en caso de tener bases de datos) es una consideración importante; los proveedores que se preocupan por monitorear y proteger tu información, detectar y remover malware, e incluso ofrecerte un certificado SSL en tu paquete, probablemente te van cobrar más, pero van a garantizar tu confianza y eso es invaluable.
  9. Si el hosting es compartido o administrado para ti. Hay una gran diferencia de precio entre los planes de hosting compartido (donde se alojan varios sitios en un mismo servidor) y los planes dedicados donde te ofrecen almacenamiento virtual o físico solo para tu web. Elegir una u otra opción dependerá de tu presupuesto, del nivel de página web que necesitas, de las funciones que quieres implementar y del nivel de control que quieres tener sobre el uso de recursos del hosting.

El precio es variable y no necesariamente hay un estándar sobre los servicios que vas a recibir en los paquetes. Sin embargo, cuando elijas un plan debes estar seguro de que éste funciona para el tipo de página web que deseas construir y revisar que: el servidor sea confiable, tu información esté segura y siempre recibas apoyo de tu proveedor cuando lo necesites.

Asimismo, debes considerar que el hosting es sólo una pequeña porción del “pastel” de tu presencia digital.

Para crear un sitio web verdaderamente exitoso, debes tomar en cuenta otros factores como el diseño web, las acciones de marketing, las tarifas de comercio electrónico (claro, sólo si vendes algo) y un largo etcétera. Una vez que tengas una idea de todos los componentes que necesitas para llevar tu negocio a internet, tendrás una idea más realista del costo que implica mantener un sitio web en internet.

Si quieres explorar opciones, ¡confía tu sitio web a GoDaddy!

GoDaddy-hosting-web-CTA

Imagen de Alvaro Reyes via Unsplash